«Para vivir del judo tienes que ser de los mejores del mundo»
/ HOY

«Para vivir del judo tienes que ser de los mejores del mundo»

  • El poblanchino Ricardo Casas es número uno en el ránking nacional de judo en categoría júnior

Ricardo Casas Fernández tiene 18 años y es de Puebla de la Calzada. Estudió en el colegio Nuestra Señora del Carmen hasta tercero de ESO, pero en cuarto se fue a Cáceres para compaginar sus estudios en el IES Al-Qázeres con el judo, deporte al que le gustaría dedicarse de forma profesional. Sin embargo, reconoce que tendría que compaginarlo con otro trabajo. Actualmente ocupa el puesto número uno en el ránking nacional de judo júnior tras haber conseguido el oro en la Supercopa de España, celebrada en el País Vasco. Además, ha sido galardonado como Mejor Deportista Masculino en la primera Gala del Deporte celebrada en Puebla el pasado mes de septiembre.

–¿Cómo y cuando comenzó en el mundo del judo?

–Empecé con 7 años más o menos. Me apunté a judo en las actividades extraescolares del colegio Salesianos. Iba dos días en semana por las tarde y así estuve un par de años. Con 10 años decidí apuntarme al gimnasio Córpore de Montijo, al poco tiempo me pasaron al grupo de mayores y empecé a entrenar todos los días de diario con Vicente. Después empecé a competir y como no se me daba mal, me dijeron de irme a Cáceres. Mis padres querían que me fuera a Villafranca interno, pero como hubiera tenido que dejar el judo les dije que no quería y lo aceptaron. Por eso ahora sigo en Cáceres.

–¿Cuál fue su primera competición?

–Una Supercopa de España en Avilés donde quedé quinto. Llevo unos cuatro años compitiendo a nivel nacional, y dos a nivel internacional. Empecé en 2012 en la categoría infantil y en menos de 60 kilos. Ya en 2013 subí de categoría y comencé a combatir en cadete. En 2014 competí en dos categorías, la que me correspondía y en una superior, en júnior. El año pasado quedó primero en el ránking nacional cadete y subcampeón de España júnior, y este año he conseguido clasificarme como primero en el ránking nacional júnior, puesto que aún mantengo.

–¿Qué dificultad tiene este deporte?

–Si vas a una competición y pesas más, no puedes competir. El judo tiene una ‘consideración’ que no tienen otros deportes, y es que, para pelear en una competición tienes que dar es el peso. Yo compito en menos de 66 kilos y normalmente peso entre 69-70, así que cuando tengo una competición tengo que bajar esos kilos. Ahora peso 69 y compito en enero. Estas navidades tengo que ir controlando el peso. Yo me marco unos límites y las dos últimas semanas antes del combate, tengo que bajar ese kilo y medio para dar bien el peso porque sino tienes que perderlo de líquidos y puedes deshidratarte. Con este tema me ayuda mi padre que sabe, y tenemos un fisioterapeuta en la residencia de Cáceres que también sabe de nutrición y nos hecha una mano. Pero llega una época en la que te quedas sin grasa en el cuerpo y no tienes de donde perder y cuesta bastante dar el peso.

–¿Y se ha pasado alguna vez?

–Nunca me ha pasado que no me dejen competir por superar el peso, pero sí que me ha pasado eso de tenerme que poner a correr momentos antes de la competición para bajar los 600 gramos que daba de más en la báscula. Y luego también, para el campeonato de España júnior tuve que perder en una semana cuatro kilos porque yo no sabía que iba a ir, estaba lesionado, me encontraba bien y me dijeron que sí, que compitiera.

–¿Cómo se mantiene?

–Por la mañana como pan y todo lo que sea de hidratos, luego a medio día unos filetes o pescado a la plancha, solo proteínas, y por la noche verduras, o fruta. Los últimos dos días apenas como alimentos que tengan mucho líquido porque te hacen retener y los líquidos son precisamente lo que se tienen que perder, porque no hay grasa.

–¿Se ha lesionado alguna vez de gravedad?

–Nunca he tenido lesiones graves pero sí leves. A lo mejor he tenido que estar dos semanas parado por golpes en competiciones. Tuve un esguince de ligamento de la rodilla, se me desplazó la costilla flotante, y un golpe en el coxis que no podía ni andar. Pero nada que fuera demasiado grave.

–¿Tiene costumbres especiales?

–Yo creo que no soy de los que tienen manías especiales. Lo que sí suelo hacer es que me ducho por las mañana antes de competir para estar más despejado. Y siempre utilizo los mismos calzoncillos y camisetas térmicas pero porque me gustan, no por manía.

–¿Algún referente?

–La verdad que no. Tengo a mis entrenadores como referentes pero a nivel personal, como por ejemplo Vicente, con quien entrené desde bien chico. Me gusta cómo hace las cosas y todo lo que he aprendido de él. A nivel deportivo no. Si tengo que destacar alguno, destacaría a los japoneses en general, que son muy buenos. El judo no es como el fútbol. Cada uno hace unas técnicas diferentes y tienen su propio estilo. Hay un griego y un cubano que son muy buenos pero no tengo ningún ídolo.

–¿Y le gusta seguir las competiciones, o es de los que deja el combate en el tatami?

–Siempre sigo las competiciones por internet, porque por la tele no lo ponen. A lo mejor no las veo enteras, pero sí los que más me gustan o las de mi peso. Me suelo ver los bloques finales porque una competición entera puede durar 6 ó 7 horas, porque a lo mejor hay más de 100 deportistas y son demasiadas.

–¿Si pudiera, se dedicaría al judo de forma profesional?

–Vivir del judo no se puede. Pero sí que me gustaría dedicarme de forma profesional. Lo que pasa que hay que compaginarlo con otra cosa. No es como el fútbol que te dedicas a eso y cobras. Si te dedicas al judo y quieres vivir de ello tienes que ser de los mejores del mundo por no decir una estrella, para que te patrocinen o te dé dinero la Federación Internacional. A mí me gustaría competir a nivel profesional pero tendría que compaginarlo con estudios, trabajos, becas… Solo se dan buenos premios en las competiciones absolutas, que pueden dar hasta 7.000 euros por conseguir el primer premio.

–¿Cree que los judocas están valorados?

–No, no salimos en ningún medio. Tenemos campeones y subcampeones del mundo de judo y eso no lo sabe nadie, porque como no sale en las noticias… Es un deporte muy sacrificado como muchos otros que no salen. Si tú no le dedicas más de cuatro horas a un deporte al que te quieres dedicar en serio, no sirve, por lo que es muy duro. Hay que sacrificar muchas cosas cuando te lo tomas en serio. Yo soy un niño aún pero conforme voy siendo más mayor me voy dando cuenta. No puedo salir todos los fines de semana, o tirarte toda la tarde por ahí, no tengo las mismas vacaciones que los demás… Ahora para las navidades solo podré venir 5 ó 6 días. Además los valores que tiene el judo son valores que no tienen otros deportes y yo es con eso con lo que me quedo.

HOY

HOYPuebla de la Calzada

HOY DIGITAL

Registro Mercantil de Badajoz, Tomo 220, Folio 66, Sección, Hoja 11365, Inscripción 1 C.I.F.: B06335467 Domicilio social en Carretera de Madrid-Lisboa nmero 22 06008 Badajoz Correo electrónico de contacto edigitales@hoy.es

Copyright Ediciones Digitales SLU, Diario Hoy de Extremadura, 2008. Incluye contenidos de la empresa citada, del medio Diario Hoy de Extremadura, y, en su caso, de otras empresas del grupo de la empresa o de terceros.

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:

Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.

El proyecto local más potente creado por el Diario HOY para un municipio. La edición impresa tiene una distribución mensual gratuita de 2.000 ejemplares a todo color.

PUNTOS DE REPARTO

    • Ayuntamiento de Quintana
    • Anunciantes